Saltar al contenido

Tos en Gatos ¿por qué tose un gato?

La tos en gatos es una señal de varios problemas, aunque toser es una condición preventiva, para desechar, las molestias en la tráquea, laringe, garganta, en fin para liberar las vías respiratorias.

Entre algunas de las enfermedades que pueden producir la tos en los gatos, tenemos: infecciones bacterianas, parasitarias, virus, alergias, asma, etc..

También puede ser simplemente quiere expulsar una bola de pelos atravesada.

Lo más recomendable es llevarlos al veterinario y que mediante exámenes, radiografías y muestras, se les diagnostique y se les medique, ya que si lo hacemos nosotros y el gato tiene algo crónico, cuando sea llevado al médico quizás sea muy tarde.

Es por esto que a continuación vamos a conocer algunas de estas causas de la tos en los gatos y también qué debemos hacer para ayudar a nuestro gato, a tener una vida plena y segura.

La tos en gatos, diferentes tipos

Así como nos pasa a los humanos, ya sabemos que la tos es por distintas causas y entre ellas destacan las siguientes:

  • Viral: a los gatos muchas veces son afectados por virus que afectan el sistema respiratorio y  pueden presentar ojos llorosos, secreciones por la nariz, fiebre y falta de apetito.
  • Efectos irritantes: muchas veces puede ser por alergias a olores fuertes como de tabaco y perfumes fuertes.
  • Insuficiencia cardiaca: en este caso hay que estar muy pendiente, ya que la tos se presenta de manera continua, sin secreciones fiebre y ningún otro síntoma, solo el veterinario lo puede diagnosticar.
  • Elementos extraños: los gatos por lo general son curiosos, y muchas veces se comen lo que encuentran, luego al tratar de devolverlo, les provoca la tos.
  • Collar apretado: a veces le colocamos el collar a nuestro gato y no percatamos si está muy apretado, por lo que debemos de probar con los dedos el espacio entre la piel y el collar, para que no tenga presión y evitar la tos seca.
  • Parásitos y bacterias: Ciertos parásitos que se alojan en los pulmones provocan la tos y dificultad para respirar. Así mismo las bacterias también los afecta, mayormente en cachorros, aparte de presentar, les da fiebre, estornudo y secreción ocular.

Gato con tos y mocos

En ocasiones un gato tiene tos, estornudos, flema y moco y es probable que se trate de una infección, bacteriana o viral.

En cualquiera de los casos lo más recomendable es consultarlo con tu veterinario de confianza, para que mediante exámenes, determinar qué es y qué es lo apropiado.

Gato con tos seca y grave

La tos seca y constante en los gatos es muy parecida a la de una persona fumadora, lo cual es un problema de bronquios, por los cambios de temperatura o la contaminación del aire, a los gatos también les da bronquitis.

Entre los síntomas esta la tos seca, áspera y constante, se debe llevar al veterinario para su diagnóstico y tratamiento.

Gato que tose mucho y se ahoga

Es una tos un poco más difícil de  descubrir, porque se manifiesta junto con otros ruidos pulmonares, los cuales nosotros no percibimos, que son unos pitidos, muy leves.

Esta tos en gato está acompañada de sonidos extraños que salen del cuerpo del gato y suelen ser muy dramáticos, pareciera que se ahogan o asfixian, porque no logran respirar.

En este caso es muy factible que se trate de asma. Hay que acudir al veterinario para que lo evalúe y determine el tratamiento.

Gato con tos, que vomita

En esta ocasión observamos al gato con tos y acompañado con intentos de vómito. Esta es una tos muy particular porque además el gato se acomoda de tal manera, que el cuello lo estira casi horizontalmente y puede llegar a expulsar una bola de pelos.

Esto es un acto muy común en nuestros gatos, ya que pasan gran parte de su tiempo acicalándose y tragando pelo, y lo normal es que acabe tragando pelos.

La bola de pelo puede ser devuelta con un poco de bilis, es normal que esto suceda.

Gato con tos y apático2

Cuando un gato tiene tos y esta viene acompañada con apatía, debilidad, falta de apetito, y pierde peso, hay que estar en alerta.

Los parásitos pueden ser la principal causa, haciendo que nuestro gato no tenga energía, es por ello que hay que desparasitarlos cada vez que el veterinario lo considere y lo indique.

Otra de las razones son los hongos en los gatos, ya que atacan al sistema inmunológico, debilitando y enfermando a nuestro gato.

Asma felina

A los gatos igual que a los humanos, también pueden sufrir de asma. Esta viene dada principalmente por alergias ambientales (naturales o de fuentes de contaminación). Se presenta con una tos crónica en los gatos, que va cada vez en aumento.

Cuando la tos en gatos se presenta, puede que le acompañe episodios de apneas. El diagnostico, se suele confirmar a través de una placa pulmonar y exámenes de sangre.

Dependiendo del grado de asma, se puede recomendar el uso de inhaladores. Cuando el asma es crónico, oxigenoterapia, razón por la cual hay que estar muy pendiente de nuestros gatos cuando tienen tos.

Tratamiento de la tos en gatos

Antes de empezar algún tratamiento para la tos a tu gato, primero debes cerciorarte en la causa de esta tos.

Lo primero que debemos hacer, es observar a nuestro gato y la forma en que está tosiendo. Cómo lo hace, cada cuánto tose, si es a ciertas hora el día, si es después de ejercitarse o jugar, en qué parte de la casa tose más, si lo hace dormido o descansando.

Luego de saber todo esto, lo debemos llevar al veterinario, dónde nos hará responderle todo lo que observamos a nuestro gato. Tenemos que describirle los episodios de tos, como, cuándo, dónde, etc.,

De esta manera, tomará la decisión junto con la evaluación pertinente, a qué tipo de exámenes someterá a nuestro gato.

Se le hará el examen físico de rutina, le tomarán muestras de sangre, someterán a rayos x para visualizar sus pulmones. Con el perfil bioquímico, pueden saber si hay infección bacteriana o parasitaria.

Si tiene alergias, dónde le mandaran hacer otro tipo de análisis, para estudiar los tipos de alergia.

Es muy muy importante darle a nuestros gatitos la dosis recetada, ya que son muy sensibles a los medicamentos, por lo que a continuación te damos unas sugerencias importantes, para evitar las alergias y darle alivio y una calidad de vida a nuestros gatitos:

  • No fumes y tampoco que lo hagan los demás delante de tus gatos. Si eres fumador, lávate las manos si los vas acariciar.
  • Si tienes chimenea, asegúrate de que tiene una buena evacuación de humos. El humo es muy dañino, cuando hay problemas pulmonares.
  • Trata de no usar aerosoles cerca de tu gato.
  • No uses velas aromáticas, incienso ni nada que expidan olores fuertes, ya que son un detonante para gatos muy sensibles.
  • El cambio de temperatura brusco también afectan a nuestro gato.
  • Cambia la arena de la caja de tu gato usa arena sin olor y menos polvo.
  • Es muy importante que tengan una buena alimentación antiinflamatoria, ya que hay alimentos que en vez de ayudar empeoran su salud. Como el maíz, trigo, arroz o mijo, los granos, son alimentos altamente inflamatorios para las vías respiratorias de los gatos. Evita alimentos con muchos cereales.
  • Manténle siempre agua fresca y limpia.
  • Cepilla a tu gato a diario para que así no trague tanto pelo al lamerse.
  • No uses cloro para lavar sus utensilios y juguetes, sólo usa agua y vinagre.

Espero te sirva toda esta información y si tu gato tose, y es más habitual de lo que parece, recuerda, observa bien cuándo y cómo ocurre, llévalo al veterinario y nunca lo auto mediques.

¿Quieres saber más sobre ellos? 

Suscríbete al Blog nº1 y estarás al día sobre todo lo relacionado con:

Salud, Comportamiento, Cuidados, Diversidad, Curiosidades, Noticias

Invalid email address

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *