Saltar al contenido

Gato Albino, cuidados y curiosidades

Un gato blanco, es sinónimo de elegancia y distinción, y esto lo hace favorito para los amantes de los felinos, a pesar que dar con uno es una tarea difícil. Aquel que posea esta distinguida mascota debe descartar que no se trate de un gato Albino.

El albinismo se debe a una alteración genética de nacimiento, que se caracteriza por la inexistencia de la melanina y que puede tener sus defensas, mermadas.

Normalmente lo asociamos a los seres humanos, pero podemos ver varios casos también en el reino animal, en esta ocasión te hablaremos específicamente del albinismo en gatos.

El gato albino puede sufrir otros problemas de salud, por ello es importante estar consciente que estos felinos necesita cuidados y precauciones apropiados que otros gatos no necesitan además de evitar su procreación.

Continúa la lectura de este artículo, para conocer a profundidad todo sobre esta peculiar condición, y las atenciones que son necesarias para conservar la salud y la calidad de vida del gato albino.

¿Qué es el albinismo en los gatos.

El albinismo es una rara enfermedad que disminuye o desaparece por completo el pigmento melánico en la piel, cabello y ojos. El albinismo afecta el 2% de la población felina.

Los expertos en genética afirman que el color blanco en los felinos no es el color verdadero. Ya que el gen W, interviene como un manto y no permite la pigmentación original del gato.

Gato blanco

Esta condición no solo afecta al gato si hablamos de estética, también afecta la protección natural contra los efectos de la luz solar, por esta razón el minino es más propenso a padecer alguna enfermedad en la piel o ceguera por la exposición al sol.

Al albinismo en gatos también se le relaciona con una sordera progresiva. Generalizando, un gato albino sin los cuidados apropiados su vida es más corta y de baja calidad, en comparación al resto de los felinos sin esta característica.

Si el gato es albino, esta condición es de nacimiento y se debe a que tanto el padre y la madre padecen esa condición.

Pero, si el gato es blanco, de raza es caracterizado por un pelaje extremadamente claro o en algunos casos rubio platino, piel de un color más o menos rosado y ojos extremadamente claros, la mayoría de las veces un azul muy clarito.

Gato Albino

A veces esta condición es confundida con el “Leusismo” que es otra peculiaridad genética que solo blanquea el pelo, pero a diferencia del albinismo no reduce las defensas del gato.

El albinismo se diferencia a plena vista en otras especies ya que le da un enrojecimiento en los ojos.

El albinismo origina seres verdaderamente hermosos, pero no debemos dejar a un lado, que esta condición también puede generar problemas de salud a todo aquel que la sufre sin importar que sea un gato o cualquier otro animal o un ser humanos, por la falta de melanina.

Por esta razón muchos dueños de gatos consideran la esterilización y castración como medidas para evitar más casos nuevos de albinismo.

Diferencias entre gato blanco y gato albino

Los gatos albinos son felinos que padecen una mutación genética. Por eso no se deben confundir con los gatos blancos, hay muy pocas características que los diferencian, pero por lo menos las hay y con un poco de atención se pueden notar cuales son estas diferencias entre gato blanco y gato albino.

El primer rasgo para diferenciar a un gato blanco de un gato albino son los ojos.

Se le atribuye al primero el protagonismo de los ojos azules, casi grises o bicolores, es decir, un gato blanco puede tener los ojos verdes, marrones o de cualquier otro color, aunque hay acepciones de gatos blancos con ojos azules sin padecer del albinismo.

Otros rasgos a considerar, y que se trata de un gato blanco, es que presentan manchas en su pelaje, lunares, la nariz es más oscura y además el color de la epidermis es un tono blanco grisáceo, aunque tengan el pelo totalmente blanco.

quizás te pueden interesar estos artículos:

Por el contrario los gatos albinos se diferencian por las siguientes características:

  • El pelaje de los gatos albinos se caracteriza por ser totalmente blanco sin ninguna mancha de algún color. Igual se debe destacar que existen muchos gatos blancos de raza que no son albinos.
  • En los gatos albinos la piel se manifiesta en un tono rosáceo y sin ninguna presencia de lunar y/o mancha.
  • Al poseer una piel tan delicada, si un gato albino pasa un tiempo muy prolongado expuesto a la luz del sol sin ninguna protección, o también en las horas de más calor, podría provocar enfermedades graves a tu minino.
  • Tanto la piel, la nariz, las almohadillas de las patas y las orejas del gato albino, son de color rosado y tiene muy poca o nula resistencia a la luz del sol, por eso siempre protégelo de la luz del sol.
  • Los labios y los párpados de los gatos albinos también se caracterizan por tener muy poca pigmentación, es decir, que también son de color de rosa.

Lo complicado del tema es que algunas de estas características también pueden que se encuentren en gatos no albinos.

Para tener la certeza del 100% que tu gato sufre albinismo, acude a un veterinario solo él con la ayuda de un estudio genético, a través de la sangre podrá certificar el veredicto de albinismo.

Enfermedades más comunes de los gatos albinos

Es importante comprender lo delicado que es un gato albino y requiere cuidados apropiados, que le puedan evitar sufrir otros problemas relacionados con el albinismo como es el caso de la ceguera, la sordera, y la epidermis.

Estos pueden convertirse en problemas importantes de la piel, te los mencionaremos a continuación:

Ceguera y cuidados de los ojos del gato albino

La ceguera de los gatos relacionada con el albinismo puede darse debido a que los gatos con esta condición tienen muy poca tolerancia a la intensidad de la luz.

En algunos casos de albinismo severo, puede verse que el color blanco de los ojos del gato sea rosado claro o rojizo.

La ventaja que aporta esta extraña condición es que los gatos pueden ver mejor de noche que el resto de los gatos.

Quizás te pueda interesar

Si tienes un gato y sospechas que se puede estar quedando ciego es muy importante acudir al veterinario cuanto antes para que oriente en las precauciones y cuidados a seguir en caso de la afectación del sentido de la vista.

La sordera en gatos albinos

Los gatos albinos tienen una gran probabilidad de padecer la falta de la audición de forma parcial o total, la cual se genera por la modificación del gen autosómico.

Este padecimiento se da también otros animales albinos. Anteriormente se creía que los animales con albinismo padecían además un nivel de retraso mental, lo cual es totalmente falso.

Indiscutiblemente al tratarse de un animal sordo conlleva además dificultades de comunicación, aunque no afecta en su inteligencia.

Esta hipoacusia puede ser total o parcial y se debe a una malformación definitiva ocurrida en el oído interno. Incluso se puede dar el caso que existan gatos albinos que no son sordos.

Esta falta de audición normalmente se detecta cuando el gato es cachorro aun y nos damos cuenta que no atiende a los llamados por su nombre. Esto requiere aprender a comunicarse eficientemente con ellos.

Si sospechas que tu felino sufre sordera, es muy importante conocer cuáles son los cuidados de gatos sordos para poder ayudarle a comunicarse y vivir sin este sentido.

Así como sucede con las personas con hipoacusia, es posible tener una buena comunicación mediante gestos con un gato.

La cual se realiza mediante gesticulaciones que el felino, con un poco de entrenamiento aprenderá a reconocer con el paso del tiempo.

Los gatos con albinismo y sordera son ultrasensibles a las vibraciones, por eso es que sienten cuando una puerta es cerrada, nuestros pasos al acercarnos.

Por eso nunca debes dejarlo salir solo a la calle, ya que aumenta en gran medida es riesgo de ser atropellados.

Su superviviencia en entornos naturales o urbanos es muy baja. Lo primero porque al ser blancos, son presas fáciles y lo mismo les pasa al cazar.

Lo tiene más complicado, al tener un pelaje que se integra menos con el entorno. Las sordera y piel delicada, son los otros factores decisivos.

La epidermis del gato albino

La epidermis actínica es una enfermedad en la piel y en el pelo que padece el gato albino, debido a gran sensibilidad a la acción de los rayos solares ultravioleta en su epidermis.

Esto quiere decir que debemos protegerlo de la exposición directa del sol siempre pero en especial, entre las 12 del mediodía y las 5 de la tarde.

Algunos síntomas de este problema de la piel es principalmente la pérdida de pelo o presentar repentinamente señales de irritación.

Su dermis podría sufrir quemaduras de gravedad, o en el peor de los casos sufrir cáncer de piel.

Según varias fuentes estadísticas, se producen más casos de este padecimiento en los gatos albinos que entre otros gatos sin albinismo.

Es importantísimo que consultes un veterinario para que te diga que crema o protector solar debes utilizar en la nariz y orejas del minino. Debes cuidarlo y controlar su exposición al sol.

Cuidados de un Gato albino

Primero que nada necesita los mismos cuidados que los gatos sin esta condición, pero te vamos a enumerar los principales cuidados para un gato albino a continuación:

Ante cualquier sospecha de pensar que el gato es albino o no, lo indicado es que lo comentes con tu veterinario de confianza.

Debido a su fragilidad en la piel, debes conseguir collares más blanditos para evitarle daños a tu felino y siempre lleva una botella de protector solar para gatos.


También existen varios protectores solares para los gatos; el cual deberás aplicar en sus orejas y nariz y así evitar quemaduras o heridas por la luz solar.

Y resguardarlos al máximo en las temporadas de mayor calor, y durante las horas del medio día.

Si tu gato es sordo, deberás orientarte y aprender otras maneras de interactuar con él, como aplicar señales que él comprenda y ambos adaptarse a un lenguaje de señas verbales.

Carácter de los gatos albinos


Un gato blanco es esplendoroso y aristocrático, y siempre despiertan curiosidad en las personas.

Desde sus inicios de domesticación y crianza, este color escaló en las preferencias de las èpocas, como gatos de la alta nobleza.


Los gatos albinos son sin duda unos felinos que se caracterizan por tener una personalidad más compleja que otros gatos.

Necesitan un poco más de atención y paciencia para llevar una relación, pero una vez lograda es para siempre, pues ellos son muy fieles.

El gato albino puede parecer introvertido y distante, incluso impredecible, pero no cabe duda de que una vez te has ganado su confianza, vas a descubrir un gato cariñoso y cercano.

Puede ser un gato dependiente, y solo en ocasiones, pueden demostrar distintos problemas de comportamiento, que seguramente pueden afectar en mayor o menor medida, por el grado de afecciones que pueda desarrollar.

Pero no te engañes, el gato albino al igual que los demás gatos, son mascotas increíbles con una apariencia única, totalmente hermosas que aunque puedan requerir más cariño y atención que un gatito común, descubrirás en ellos, un animal fascinante.

Y así despedimos este articulo y esperando sea de mucha utilidad, para conocer mejor a los gatos albinos.

¿Quieres saber más sobre ellos? 

Suscríbete al Blog nº1 y estarás al día sobre todo lo relacionado con:

Salud, Comportamiento, Cuidados, Diversidad, Curiosidades, Noticias

Invalid email address

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *