Alergia, Gatos y un Estudio Interesante

Una reciente investigación realizada por la Universidad de Cambrigde en Reino Unido, sugeriría que una toxina ambiental de origen bacteriano podría ser la responsable de desencadenar con mayor intensidad una respuesta inmune del organismo a la proteína que está presente en la saliva y pelo de los gatos y que afecta a alrededor del 30 % de la población.

Las alergias son una reacción desmedida y exagerada a elementos que son considerados por el organismo como extraños “alérgenos” generando una respuesta de defensa del sistema inmunológico. Los síntomas son desde estornudos, mucosidad, conjuntivitis, asma o incluso erupciones cutáneas y dermatitis.

Gato en brazos

1 de cada 3 personas es alérgica a la proteína felina

Pues bien, el estudio comprobó que cuando la proteína Fel d 1, presente en la saliva, piel y glándulas sebáceas de los felinos, entra en contacto con el organismo en presencia de una toxina bacteriana ambiental (lipopolisacáridos) la respuesta alérgica se daba con mayor intensidad. Además fueron capaces de identificar la parte de sistema inmunológico que los reconoce, los receptores TLR4 y que activa la reacción alérgica posterior. La clave final ha sido, que al inhibir la respuesta de este receptor con fármacos, han podido bloquear los efectos de la proteína y por lo tanto, que la reacción alérgica no se produjera en este caso.

Un gato tomando el sol

La proteína felina Feld1 está presente en saliva, piel y glándulas sebáceas del gato.

Por lo tanto tenemos un actor más en juego que hasta ahora no se contemplaba para este tipo de alergias y en la que su presencia influye y mucho. Este estudio podría ayudar en un futuro a un gran numero de personas que son alérgicas a la proteína felina. ¿eres tu uno de ellos?

Para saber más: New research reveals how cat dander triggers allergic responses

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *